MENU
Inicio
Jurisprudencia
Nacionales
Internacionales
Columnistas
Destacado
Enlaces
Contacto


TRAS EL FALLO DEL 2X1, ROSENKRANTZ PIDIÓ SER “INDEPENDIENTE HASTA DE LAS PROPIAS CONVICCIONES” PDF Imprimir E-Mail
miércoles, 05 de diciembre de 2018

TRAS EL FALLO DEL 2X1, ROSENKRANTZ PIDIÓ SER “INDEPENDIENTE HASTA DE LAS PROPIAS CONVICCIONES”

Definiciones del juez. Defendió su voto contra el beneficio. “Hay que ser independiente de la propia moral, ideología y política”, aseguró. Recordó que trabajó con Alfonsín y abogado de derechos humanos.

CLAUDIO SAVOIA  - DIARIO CLARÍN

 

En uno de los días más calientes desde su llegada la cima de la Corte, Carlos Rosenkrantz defendió ayer mismo su voto en el caso “Batalla”, en el cual quedó solo frente a sus colegas del tribunal que rechazaron la aplicación del polémico 2x1 a un condenado por delitos de lesa humanidad durante la represión ilegal. En el acto de presentación de resultados del programa Justicia 2020, y tras haber esperado la llegada del presidente Macri para hablar frente a él, el juez advirtió que “la Corte y el Poder Judicial de la Nación deben mejorar y lo deben hacer de modo urgente”.

 

“Se trata de renovar la cultura judicial. Se trata de que no existan jueces poderosos, sino jueces con autoridad”, argumentó. “Y no tendremos nunca autoridad si no actuamos con independencia. La idea de independencia exige ser independiente también de nuestras propias convicciones morales, ideológicas y políticas”, explicó Rosenkrantz, en una clara referencia a su voto solitario. “El ideal de independencia exige prescindir de lo que uno cree que es moral, política o ideológicamente deseable para decidir únicamente en base a lo que uno cree que es jurídicamente correcto.” Por si quedaban dudas, el juez aclaró que iba a ofrecer “un ejemplo autobiográfico”, y recordó que el año pasado, tras el fallo de la Corte que benefició con el 2x1 a otro represor llamado Luis Muiña, hubo “una extendida reacción social de repudio, que a mi criterio fue saludable. La presencia de la gente en las calles fue testimonio de que todos creemos en el Nunca Más a la barbarie. Pero en ese momento creí y lo sigo creyendo firmemente ahora que el compromiso expresado en el Nunca Más no puede ser puesto en práctica de cualquier modo y a cualquier costo. Porque no cualquier modo es respetuoso de la ley y la Constitución”, remató.

 

Rosenkrantz repasó entonces la veloz sanción en el Congreso de una ley “aclaratoria” que dejó afuera del 2x1 a los autores de delitos de lesa humanidad, y que a causa de esa ley ayer “el resto de mis colegas resolvió que el 2x1 no es aplicable a estos delitos. Yo voté en disidencia porque a mi entender la ley es inconstitucional porque violó el principio de la irretroactividad de la ley penal más gravosa. Ni en Muiña ni hoy me fue fácil decidir como lo hice”, continuó el juez, ante un auditorio de ministros, gobernadores, jueces y fiscales que lo escuchaba bajo un silencio absoluto.

 

Como había hecho ante Clarín en una entrevista reciente, Rosenkrantz recordó su trabajo junto a Raúl Alfonsín y el jurista Carlos Nino, “el padre intelectual de los derechos humanos en la Argentina”. “Pero tuve que establecer una clara diferencia entre mis compromisos personales y mi rol de juez. La independencia judicial es la única manera de ser fiel a la Constitución. Y es el único camino para lograr progreso, justicia y bienestar. Debe ser la carta de nuestra navegación, por más tormentosas que estén las aguas”, terminó. La mecha de la polémica seguía ardiendo.

 
< Anterior   Siguiente >
design by 5medien
© 2018
Joomla! es Software Libre distribuido bajo licencia GNU/GPL.