MENU
Inicio
Jurisprudencia
Nacionales
Internacionales
Columnistas
Destacado
Enlaces
Contacto


MACRI SE REUNIÓ CON SCHIARETTI Y ARRANCÓ LA DISCUSIÓN POR EL PRESUPUESTO 2019 PDF Imprimir E-Mail
martes, 12 de junio de 2018

MACRI SE REUNIÓ CON SCHIARETTI Y ARRANCÓ LA DISCUSIÓN POR EL PRESUPUESTO 2019

La relación con los gobernadores tras el acuerdo con el FMI. También pasaron por la Casa Rosada Insfrán, Cornejo, Bertone y Gutierrez. Presiones para bajar el déficit.

MARTÍN BRAVO – DIARIO CLARÍN

 

Mauricio Macri blanqueó el costado político de la jornada de trabajo contra el narcotráfico cuando en su discurso de apertura aprovechó para ponderar otra vez el acuerdo con el FMI e incluir el pedido de “estar a la altura”. Entre los que escuchaban en el CCK estaban 13 gobernadores y Miguel Pichetto -jefe del bloque de senadores del PJ-, un combo clave para el Gobierno en la búsqueda del respaldo para transitar el camino poceado de la economía, negociar la fuerte reducción del déficit fiscal y sancionar el Presupuesto 2019. El Presidente y Rogelio Frigerio -ministro del Interior- iniciaron las conversaciones en privado con los mandatarios provinciales un rato más tarde de la foto pública.

 

Macri recibió en su despacho al cordobés Juan Schiaretti, y Frigerio al mendocino Alfredo Cornejo, al formoseño Gildo Insfrán, a la fueguina Rosana Bertone y al neuquino Omar Gutiérrez. Tres peronistas, un radical y otro de partido distrital. El compromiso con el Fondo Monetario incluirá el recorte de unos $240 mil millones para bajar el déficit a 1,3% el año próximo. La “herramienta” para encarar el ajuste será el Presupuesto, quedó ratificado en el inicio de las charlas. El Ejecutivo presentará el proyecto en poco más de tres meses.

 

“Fue una reunión muy cordial”, dijo Schiaretti, de buena relación con el Presidente más allá de los enojos por la ley de tarifas, luego del encuentro en el que empezaron a mostrar las cartas, un punto de partida de las negociaciones. El cordobés planteó que para bajar el déficit será necesario poner en “igualdad de condiciones" a todos los distritos y pidió tres medidas: el traspaso de AySA, Edenor y Edesur a la Ciudad y provincia de Buenos Aires; equilibrar los subsidios al transporte en el área metropolitana, unos $40 mil millones más que las provincias; y que la Ciudad se haga cargo de los gastos de funcionamiento de la Justicia nacional con asiento en la Capital. Schiaretti también propuso revisar las erogaciones superpuestas entre Nación, las provincias y los municipios en una serie de rubros como salud, desarrollo social, vivienda y medio ambiente.

 

“Fue en buenos términos. Empezamos a discutir algunas cuestiones del acuerdo, pero sobre la mesa van a estar todos los temas que impulsen el desarrollo y sostengan el crecimiento económico. No es sólo una discusión fiscal”, dijo a Clarín uno de los principales encargados de la áspera tarea de bordear los acuerdos. En el Ministerio del Interior buscan correr el ajuste como eje para encarar las conversaciones con otros objetivos y dejaron trascender que la reunión con Bertone también incluyó las obras de urbanización y agua potable, con Insfrán el Plan Nacional y Vivienda y Plan Nacional de Agua, con Cornejo las inversiones y la situación de las economías regionales y con Gutiérrez la explotación de Vaca Muerta y otros emprendimientos.

 

“Hay buena predisposición de parte de los gobernadores, no nos encontramos con una pared”, marcaron en la Casa Rosada sobre el acuerdo con el FMI y el camino que arrancó de negociación, recortes del gasto y restricciones a la obra pública el año próximo. Frigerio -con el viceministro Sebastián García de Luca- ya se había reunido con ocho gobernadores la semana pasada y este martes verá a Miguel Lifschitz en Santa Fe y a Gustavo Bordet en Entre Ríos. “Vamos a seguir con las bilaterales”, avisan, uno de los puntos con tensión: los mandatarios peronistas buscan reactivar la “liga de gobernadores” para negociar en conjunto. “La realidad de cada uno es muy dispar”, ya se atajan en Balcarce 50.

 

“El acuerdo con el Fondo Monetario es una señal de confianza y un apoyo muy importante, que nos va a permitir seguir por el camino del desarrollo y creciendo de manera sostenida mientras nos acercamos todos los días un poco más al equilibrio fiscal”, dijo Macri en el CCK, y lanzó una suerte de advertencia: “Solucionar nuestros problemas depende de todos los argentinos. Es una tarea de todos demostrar que estamos a la altura de un país que quiere cambiar”. Asistieron los cinco gobernadores de Cambiemos, cuatro peronistas (Insfrán, Bertone, Domingo Peppo y Sergio Uñac), Gutiérrez, Lifschitz, Gerardo Zamora y Alberto Weretilneck. Schiaretti fue directo a la Casa Rosada después de un almuerzo en AEA. Entre los ausentes (Alicia Kirchner, Carlos Verna, Alberto Rodríguez Saá y otros) sobresalió Juan Manuel Urtubey, que alegó un compromiso previo con Evo Morales.

 
< Anterior   Siguiente >
design by 5medien
© 2018
Joomla! es Software Libre distribuido bajo licencia GNU/GPL.